A veces nos cansamos de complicados videojuegos en los que tenemos que darle demasiado al coco o que simplemente no nos dejan recorrer sin invertir algo de dinero extra para poder superar niveles. Si averiguas algo fácil que te entretenga en el metro y el bus no dejes de