Cuando contamos de filtraciones automaticamente se nos llega un nombre a la cabeza, @evleaks. Un enorme porcentaje de los documentos que se les escapan a las marcas acaban en manos de estos prolíficos comunicadores y como era de esperar, con el nuevo LG® G3 no nos iban a defraudar.